Julio Bustamante – Viento Desatado, 2012

MARÍA CROSS


María Cross habita en el desierto del amor,
sus ojos se han acostumbrado
a ver arder tanto atardecer
que no entiende otro idioma que el silencio.

Hace tiempo que no cuenta los días,
ni los años, ni los cumpleaños:
las estaciones, el sol, la lluvia y las estrellas
son acontecimientos en la vida de María Cross …

No siempre ha sido así su vida,
pero hace tanto que apenas lo recuerda
como una historia que pertenece a otra persona,
a una mujer que ya no es María Cross.

Bien mirado aun conserva cierto encanto,
tal vez sean sus ojos que ven pero no miran,
o su cintura, que cuanto más camina
más va dejando todo atrás …

María Cross se escapa cada día un poco más,
más allá, donde todo es otra cosa.
Árboles altos que confunden su rumor
con la pura armonía de galaxias
que un buen día aprendió a escuchar a oscuras,
sin importarle a dónde llevarán
a María Cross …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *